Cómo leer y escribir poesía


Invitados al juego de elegir y disponer palabras al azar – o a la tarea de hacerlo con un método preciso que, por elusivo y misterioso, preferimos llamar así – , cedemos pronto a la fascinación de ellas. Después desplegamos un trabajo placentero: contar sus sílabas, dejar que acentos y cadencias hagan su música, entregarnos a su sentido, volvernos lectores de poesía, difundir los versos en castellano que son nuestros y de todos.

En estas páginas se dice que muchos creen, “equivocadamente, que los versos se escriben en estado de agitación, entusiasmo o cuasi demencia”. Y se demuestra después, en beneficio de los jóvenes hispanohablantes – o de los angloparlantes que estudian el español -, para llevarlos a intentar su primer poema, que esto raramente ocurre así.

Ejemplos ilustres de poesía en nuestro idioma, autores clásicos y contemporáneos, variedad de formas, anécdotas y diálogos de aguda precisión y ligereza, hacen de este volumen un ágil pasaje al terreno donde las palabras y el espíritu de una cultura son espejos enfrentados.

Autor:
Hugo Hiriart

Editorial:
Ensayo Tusquets

Edición:
2da

Año de publicación:
2005

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: