Para escribir: papel, bolígrafo…y libros


Todas las cartas de amor 

Fernando Pessoa

Todas las cartas de amor son ridículas.
No serían cartas de amor si no fueran ridículas.
En mis tiempos también escribí cartas de amor,
como las demás,
ridículas.
Cuando hay amor, las cartas de amor
tienen que ser ridículas.
Y es que, en fin, sólo las criaturas
que no han escrito jamás cartas de amor
son las que son ridículas.
La verdad es que hoy mis recuerdos
de aquellas cartas de amor
son los que son ridículos
(todas las palabras esdrújulas,
como los sentimientos esdrújulos,
son naturalmente ridículas.)

palabras

Me gusta leer libros que tratan de libros, de personas que aman los libros, lo mismo que aman la vida. Anne Lamontt dice que los libros nos enseñan la calidad de la atención: “podemos darnos cuenta de detalles asombrosos a lo largo de un día pero pocas veces nos detenemos a prestarles verdadera atención. Los autores te hacen darte cuenta, te hacen apreciar los detalles, y ese es un don precioso.”  Otro regalo es poder apreciar una obra de arte acabada como los grandes libros del Boon latinoamericano, como Rayuela, que estoy leyendo actualmente, o encontrar en las anedótica literatura inglesa, textos menos pretenciosos y más digeribles. Uno de estos libros es “La sociedad literaria y el pastel de cáscara de patata”. Está escrito a modo de intercambio de cartas, las cuales son refrescantes, intensas, agudas y divertidas.  Aquí dejo un enlace para quien quiera inspirarse en él:  http://libreriamagica.blogspot.com.es/2014/02/la-sociedad-literaria-y-el-pastel-de.html

De niña era aficionada a la lectura de mitos griegos, indios, chinos. He tenido épocas de leer literatura épica, como “El Señor de los Anillos”, libro que he leído una y otra vez, y hasta unos años en que leí teología de vanguardia. Desde hace pocos años tengo el hábito de buscar y difrutar novelas escritas por mujeres. Ahora mismo, en el sofá está “Bajo el sol de Toscana”, de Frances Mayes, libro que por fortuna tiene poco que ver con la película inspirada en él, por el contrario, es más poético, menos anecdótico y me hace levantarme del sofá para cocinar y planear un viaje a Italia. Me gusta regalar “Mujeres que corren con los lobos”. Uno de lo libros más preciados de mi biblioteca es “El libro de la fantasía” de Gianni Rodari, una compilación de sus maravillosos cuentos completos. Por supuesto, me gustaría que todo el mundo leyera a Natalie Golberg.

Para compartir: ¿Qué libros te gustan leer? ¿Alguno te ha emocionado últimamente? ¿Hay alguno que te haya salido al encuentro en un momento especial de tu vida? ¿Regalas libros? ¿Relees alguno cada cierto tiempo?

 

 

 

2 Comments on “Para escribir: papel, bolígrafo…y libros

  1. Disculpen, tengo una duda, ¿cómo tengo que inscribirme o qué tengo que hacer para entrar a su Taller de escritura creativa?

    Eso es todo, de antemano, muchas gracias.

  2. Pingback: Tercera Semana | Difícil de Juglar

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: